Las batallas por la Tierra Caliente en Michoacán (Cronología y mapas).

Posted on 27 noviembre, 2013

10


guillotina

Dedicado con máximo respeto a la gente honesta y valiente de Michoacán que lucha por rescatar su comunidad arriesgando la vida en las barricadas del Pueblo.

Michoacán, año 2013, séptimo año de la Narcoguerra. La situación es muy difícil, no hay día que no haya noticias terribles como el descubrimiento de narcofosas con decenas de ejecutados u ofensivas y emboscadas por todos lados. El escenario es confuso y pareciera que es una situación azarosa, pero no es así. Lo que pasa en Michoacán tiene fondo, estructura y dinámica. Aquí se intentará poner las piezas en orden en cronología y con mapas.

En posts anteriores del BlogChinaco ya se analizaron las razones históricas, económicas y geográficas por las cuales Michoacán -en especial la Tierra Caliente y su ciudad principal que es Apatzingán- son un epicentro constante de esta Narcoguerra que ha durado ya 7 largos años. Brevemente, el paraíso agrícola fue abandonado a su suerte por los malos gobiernos haciendo que la pobreza y desesperanza encontraran refugio en la producción de drogas naturales y sintéticas de alto consumo en Estados Unidos. Las sierras michoacanas son el segundo centro del país con mayor producción de estas drogas y la Tierra Caliente y su capital que es Apatzingán, es la zona donde se mueve esta mercancía y el dinero que produce. Cuando Felipe Calderón –un putativo michoacano- inició la narcoguerra, los cárteles que monopolizan el mercado de las drogas tuvieron que “ampliar” sus actividades recaudatorias de dinero haciendo de la Tierra Caliente y sus alrededores un infierno de extorsión, trata de personas, secuestro, corrupción y temor.

Situación de la Tierra Caliente Michoacana en 2011 bajo el control total de Los Caballeros Templarios

Situación de la Tierra Caliente Michoacana en 2011 bajo el control total de Los Caballeros Templarios

Juchari Uinapikua – Nuestra Fuerza.

Pero la gente michoacana es brava y era cuestión de tiempo que algún pueblo se hartara de los Narcos y del Mal Gobierno. Y ese tiempo llegó y ese lugar fue Cherán.

El pueblo de Cherán está en las montañas frías de Michoacán, al norte de la Tierra Caliente, y aunque no es zona de cultivo ni paso de drogas, los chacales llegaron a Cherán en busca de nuevas fuentes de ingreso y las encontraron en la sobreexplotación de los ricos bosques de la comunidad. A punta de AK-47 obligaron a Cherán a talar sus montes.

Las Rondas Comunitarias de Cherán señalan el camino hacia al liberación de los pueblos azotados por el Narco.

Las Rondas Comunitarias de Cherán señalan el camino hacia al liberación de los pueblos azotados por el Narco. Vean las sonrisas del pueblo celebrando a sus héroes y heroínas.

Pero Cherán no es un pueblo de ignorantes, Cherán es un pueblo de indios P’hurépechas con 500 años de historia en resistencia contra los malos gobiernos. Muchos de los cuadros políticos de Cherán son gente educada en las Casas de Estudiante de la Universidad Michoacana o en la combativa Normal de Tiripetío, no pocos de ellos participan en el Congreso Nacional Indígena, pertenecen a la legendaria organización Nación P’hurépecha y han estado cercanos a la política de autonomía y autodefensa de las comunidades indígenas del Ejército Zapatista en Chiapas. Si los pinches narcos creyeron que los indios serían presa fácil de sus colmillos, se equivocaron.

Así, el 15 de abril de 2011 el pueblo se hartó y en un levantamiento generalizado expulsaron a todas las policías del mal gobierno, les quitaron las armas, armaron sus radios comunitarias, construyeron barricadas que iluminaron con las ahora famosas Fogatas Comunitarias y se pusieron a echar bala contra los narcos. Con sus muertos y su sangre, la comunidad se libró en un sólo movimiento de los personeros del Narco, de los partidos políticos (de todos) y del Mal Gobierno. Y por si fuera poco, con la Constitución en la mano se erigieron como Municipio Autónomo Indígena. Y así llevan ya 2 años y medio, en digna autonomía y autodefensa. Reforestando sus bosques y reconstruyendo su comunidad.

Apenas como un pequeño punto en el mapa se levanta la dignidad en Cherán, pronto se regará el fuego.

Apenas como un pequeño punto en el mapa se levanta la dignidad en Cherán, pronto se regará el fuego.

 Con pólvora se prendió la fogata.

Por todo Michoacán corrió la noticia del heroísmo de Cherán, y los valles de la Tierra Caliente no fueron la excepción. Los líderes sociales de las ciudades mestizas –hartos de la ola de violación, secuestro y muerte- escucharon la historia del pueblo de indios que se levantó en la montaña y se fueron a platicar con ellos en secreto. Allá aprendieron la estrategia planteada y las tácticas que usaron para levantarse en armas.

Los Comunitarios levantados en Michoacán vigilan el territorio que conocen como la palma de la mano.

Los Comunitarios levantados en Michoacán vigilan el territorio que conocen como la palma de la mano.

Cuando regresaron a sus comunidades, juntaron el odio y el dolor de los lastimados por los Narcos y en silencio, comenzaron a planear el levantamiento general bajo el nombre de Consejos Ciudadanos de Autodefensa. Les tomó meses pero el 24 de febrero de 2013, cinco ciudades se levantaron al mismo tiempo contra la narcochacaliza, pero sólo en tres lo lograron: Tepalcatepec, Buenavista y La Ruana. En Coalcomán y en Apatzingán el levantamiento falló y fue sofocado con sangre por los Narcos que se hacen llamar Los Caballeros Templarios.

Al principio el armamento de Los Autodefensas era sólo de escopetas y viejas fusconas, pero cada Narco que mataban en combate y cada casa de seguridad que descubrían, les fueron dejando un arsenal que ya es envidiable. También reconocen el generoso apoyo de la comunidad migrante michoacana en Estados Unidos.

Sólo dos meses después, otras cuatro ciudades se alzaron simultáneamente contra Los Templarios. Aquila, Aguililla, San José de la Montaña y la antes derrotada Coalcomán triunfaron en su cometido de autodefensa.

El levantamiento de Los Autodefensas no fue gratuito, cuentan decenas de sus muertos y cientos los combates por todas las barricadas que han instalado en la Tierra Caliente, en especial en Buenavista, donde han repelido decenas de contraofensivas de los Templarios de Apatzingán.

Primer levantamiento de Las Autodefensas en Michoacán.

Rompiendo el miedo. Primer levantamiento de Las Autodefensas en Michoacán.

Tercer levantamiento de las Autodefensas en Michoacán.

Expandiendo la liberación. Segundo levantamiento de las Autodefensas en Michoacán.

 Tumbando máscaras.

Y mientras que por todo México e incluso en el extranjero Los Autodefensas causan admiración, en las oficinas del Mal Gobierno pasó una cosa “curiosa”: comenzó la difamación, la amenaza y el menosprecio. ¡Y cómo no!, mientras que el Mal Gobierno llevaba seis años sin “poder” derrotar a las narcojaurías, Los Autodefensas en tan sólo dos meses pudieron arrebatar cientos de kilómetros cuadrados a Los Templarios y terminar la pesadilla de la extorsión y muerte en sus comunidades.

Los Autodefensas descansan después del levantamiento en la sierra al norte de Apatzingán en Tancítaro.

Los Autodefensas descansan después del levantamiento en la sierra al norte de Apatzingán en Tancítaro.

Los Autodefensas desenmascararon la simulación y la apatía del Mal Gobierno por terminar la narcoguerra e implementaron medidas tácticas efectivas que sólo alguien con conocimiento geográfico detallado puede. Son muy peligrosos pues les están enseñando a los pueblos azotados por el Narco y el Mal Gobierno que alzarse en armas es una opción viable para terminar la pesadilla.

Ante esto, el narcogobierno de Michoacán que llegó al poder con la ayuda de las amenazas de Los Templarios a la población, se escandaliza y en voz del Secretario de Gobernación sólo profiere “Michoacán evitará la expansión de Los Autodefensas”. ¿Quién es “Michoacán”?, ¿el Secretario de Gobernación? ¿el de la F de Fausto? ese títere que simula ser gobernador.

 El cerco sobre Apatzingán.

Los levantamientos no han parado en Michoacán, el 13 de noviembre Los Autodefensas intentaron auxiliar al levantamiento de Apatzingán marchando desarmados pero fueron recibidos con francotiradores y granadas y tuvieron que retirarse. Pero en brillante contraofensiva (que incluyó simulaciones de movimientos hacia otros puntos como Los Reyes) Los Autodefensas incursionaron en la sierra al norte de Apatzingán. Este noviembre han levantado a Tancítaro y a Acahuato, con ello han cercado en tres de sus cuatro puntos cardinales a la ciudad de Apatzingán. La única salida que les queda a los mercaderes de drogas es la Carretera Federal 57 que –en teoría- está bajo el control de la Policía Federal. Apatzingán, el infame cuartel general de Los Caballeros Templarios y la ciudad más lastimada de la Tierra Caliente, está militarmente sitiada.

Los Autodefensas levantan Acahuato y con esto tienden una gran pinza sobre Apatzingán, la puerta al narcoterritorio llamado Michoacán.

Los Autodefensas levantan Acahuato y con esto tienden una gran pinza sobre Apatzingán, la puerta al narcoterritorio llamado Michoacán.

Obviamente, Apatzingán es el siguiente objetivo más deseado de Los Autodefensas, pero surgen varios problemas. Apatzingán es una ciudad mucho más grande que todas las que han sido levantadas, y por ende, su sentido de comunidad está mucho más mermado. Adicionalmente, el narcotráfico está enraizado en Apatzingán como tumor cancerígeno, su extirpación de golpe causaría un desastre económico y social. Y finalmente, ahí hay un cuartel del Ejército que ha convivido felizmente con el narcotráfico durante décadas. Los Autodefensas tendrán que pensar muy bien sus próximos movimientos.

Tal vez en lugar de ir por el levantamiento de Apatzingán, el siguiente paso deba ser el seguir debilitando a Los Templarios por la periferia de su narcoterritorio, o incluso por la retaguardia en las ciudades de Nueva Italia o Antúnez. Tal vez moverse hacia el norte al dolido Bajío michoacano. Parece ser que la opción de largo aliento debe ser consolidar no sólo su poder armado en la región liberada, sino comenzar a lucir sus habilidades políticas autonómicas, tal y como lo hicieron los indios en Cherán y en Chiapas. Su ejemplo de organización y la demostración que hay vida económica y social después del Narcotráfico convencerán a los ciudadanos de Apatzingán de sacudirse el miedo y comenzar su liberación… y por qué no, también a todo México.

Sitio de Apatzingán. Tercer levantamiento de Los Autodefensas en Michoacán.

Sitio de Apatzingán. Tercer levantamiento de Los Autodefensas en Michoacán.

s

Los Comunitarios comienzan a cerrar la pinza sobre Apatzingán avanzando en avionetas y caminos rurales. Sólo dos ciudades quedan bajo control de Los Templarios: Apatzingán y Nueva Italia. Los Templarios dicen que antes de dejar caer Apatzingán primero lo queman, la gente se prepara para una desgracia económica y social.

s

ACTUALIZACIÓN en Febrero de 2014: Los Autodefensas de Tierra Caliente han tomado Apatzingán (sin disparar un tiro) y con ello han arrebatado los valles michoacanos a Los Templarios, pero estos poseen las cuatro ciudades más habitadas de Michoacán y todo Guanajuato, el puerto de Lázaro Cárdenas y la mayor parte de la segunda zona más productiva de drogas en México (en rayado). Esta zona es disputada violentamente por Los Caballeros Templarios y la unión de Zetas-Familia Michoacana en una guerra que abarca 6 estados (Michoacán, Guerrero, Morelos, Estado de México Querétaro e Hidalgo). El Cartel Jalisco Nueva Generación proteje su propia bolsa ubicada en la Sierra del Tigre.